Mi hijo tiene 28 años pero no quiere trabajar ni estudiar. ¿Qué hago? Es una pregunta frecuente que se están haciendo los padres de la generación millennial.

Los millennial son las personas que nacieron entre 1981 y 2000. Se caracterizan por ser digitales, creadores de contenido y estar constantemente conectados. Muchos son exitosos, quieren emprender y salir adelante. El rango de edad de los considerados hijos ‘nini’ está entre 18 y los 36 años.

Según un estudio realizado por el Banco Mundial, Colombia es el segundo país latinoamericano con más ‘nini’. ¿Hay factores para que un hijo no quiera cumplir sus sueños? ¿Hay obstáculos para que no se vea independiente con carro o apartamento? Te lo contamos.

¿Qué son los hijos ‘nini’?

Isabel Pulido, psicóloga de Compensar, asegura: “los hijos ‘ninis’ (ni estudian ni trabajan) son jóvenes adultos que presentan un estancamiento en su ciclo vital. Esto quiere decir que son personas que no continúan la construcción de su proyecto de vida”.

Tienen miedo de emprender, valerse por sí mismos, arriesgarse y prefieren vivir con sus padres, quienes son su zona de confort. Lo más común es que un joven cumpla la mayoría de edad (18 años) y empiece a estudiar o consiga un empleo. Pero, ellos eligen quedarse en casa.

Causas que generan ser un hijo ‘nini’

“Un factor que produce esto puede ser el familiar. Generalmente, los ‘ninis’ se criaron bajo un modelo sobreprotector, en el que los papás no exigen, no trazan límites y hacen que sus hijos no asuman responsabilidades”, afirma Pulido.

Alejandro Schujman, autor de libro “Generación Nini”, ha asegurado en diferentes entrevistas que, “los papás deben romper con ese mito en el que creen que vivimos en un mundo difícil para educar a nuestros hijos, porque estas creencias hacen que ellos sientan que es verdad y no quieran salir del cascarón”.

Pulido señala que muchos padres quieren brindarles a sus hijos lo que nunca tuvieron, lo cual no es malo pero al llevarlo al exceso genera daños emocionales. El brindarles todo lo que ellos necesitan, ser permisivos y protectores genera que no se enfrenten a las dificultades que se les presentan en la vida.

Claudia Perdomo, experta en terapia familiar, enfatiza en que es importante comprender que hay ‘ninis’ voluntarios y no voluntarios. “La falta de inclusión laboral y el no contar con oportunidades de estudio son factores sociales que influyen en esta generación, los cuales no les permite salir adelante, llevándolos a tener problemas asociados a conducta de riesgo, como la drogadicción y otros tipos de violencias. ”

¿Cuál es el tratamiento?

Para la psicóloga Isabel Pulido: “El tratamiento se realiza en conjunto con el núcleo familiar. Generalmente, los padres de hijos ‘nini’ tienen miedo a quedarse solos y por eso permiten esta situación, no generan acciones para cambiarla”.

Los jóvenes adultos que se encuentran en esta situación deben trabajar en su autoestima. “Creer que ellos son capaces de lograr lo que se proponen, aprender a tolerar la frustración y entender que la vida es un proceso que requiere asumir responsabilidades”, concluyó Pulido.

Recuerda: ¡No estas solo! Compensar cuenta con profesionales idóneos para ayudarte a sacar a tu hijo adelante.