Descubre cómo un colectivo de personas de todas las edades que han decidido hacer de la salsa su estilo de vida y su forma de servir a su comunidad.

Juan Jorge Cuesta es un músico cucuteño que decidió probar suerte en Medellín. Tras varios años, hoy es supervisor de la Orquesta Filarmónica de la ciudad y el precursor de ‘Timbalé, Salsa con Toda’, un proyecto que busca construir tejido social por medio del baile.

Tras definirse así mismo como “un músico profesional y un bailarín de corazón”, en 2014 decidió enseñarle a un par de amigos a moverse al ritmo de la salsa en un bar de la capital paisa. Con el paso del tiempo, se fueron uniendo más “parceros” y poco a poco empezó a formarse un hermoso proyecto con el que él lograría cumplir un propósito mayor: lograr un cambio social.

Timbalé, Salsa con Toda

Luego de 3 años, Timbalé ahora está conformado por aproximadamente 100 personas que han decidido unirse en torno a actividades que transformen su propia vida y la de los demás:

Los bailadores:

En el mundo de las artes, se denomina ‘bailadores’ a todos aquellos a los que les gusta el baile, y lo hacen bien, pero no son profesionales. Y este es precisamente uno de los llamados a Timbalé: conformar un grupo humano que lleve la salsa en las venas y que vean en esta actividad su mejor forma de expresión.

Los bailadores son seleccionados por medio de audiciones, pues la idea es que puedan tener una proyección nacional e internacional por medio de escenarios como el Festival Nacional de Salsa de Cali o el Encuentro Baila en Cuba.

“No bailamos para ser vistos sino para ser escuchados” Juan Jorge Cuesta

Para Juan Jorge, el objetivo no es obtener reconocimientos sino hacer de la salsa la mejor excusa para que los bailadores aprendan a disfrutar de sus cuerpos y a fortalecer la confianza en sí mismos. Igualmente, la idea también es que por medio de este don puedan servir a los aprendices y a la comunidad en general.

Los aprendices

Tal como en sus inicios, Timbalé también se conformó como academia para aprender a bailar salsa y otros ritmos latinos. Esta es la principal fuente de ingresos y una de las actividades mediante las que también logran darle un nuevo color a la vida de quienes deciden ser parte.

Por supuesto, muchos aprendices logran convertirse en bailadores y algunos bailadores también se vuelven instructores de la academia.

Los que sirven

Todos los que conforman Timbalé saben que, más allá de bailar, su llamado más importante es el de servir a la comunidad. Con este propósito, periódicamente también emprenden actividades con las logran marcar una diferencia en la vida de muchos en su ciudad.

Algunas de las labores realizadas son:

● Una convocatoria (Coloreando Medellín) con la que lograron pintar y embellecer las fachadas de algunas viviendas del barrio Llanaditas en la Comuna 8.

● Una iniciativa anual en la que cada persona apadrina a un niño en Navidad y logra conectarse con él por medio de un regalo y un tiempo de esparcimiento. Es una estrategia con la que se busca integrar el sur de Medellín con el norte.

● Apoyo formativo y económico a otras iniciativas locales que quieran transformar su comunidad a través del baile.

Un proyecto colaborativo

Para Juan Jorge, la clave para que Timbalé, Salsa con Toda se mantenga y crezca, es que es una construcción colectiva. Aunque fue una iniciativa personal, actualmente es un proyecto del que todos sus miembros se han apropiado y al que contribuyen constantemente a partir de sus capacidades.

Quienes bailan enseñan a bailar, los que no, entonces aportan sus conocimientos en marketing, difunden las convocatorias en redes sociales, invierten tiempo en obras sociales o simplemente contagian su alegría en una clase de bachata. Porque los grandes cambios se logran en conjunto, cuando nos despojamos del egoísmo y descubrimos que el bienestar también se alcanza haciendo felices a los demás.

Si bailar salsa es una idea que has tenido en el tintero o un nuevo escenario que te gustaría explorar, pon a sonar tu canción favorita y sigue el paso a paso básico que nos deja Timbalé:

PASOS BÁSICOS PARA BAILAR SALSA EN PAREJA

Si vives en Bogotá, también puedes descubrir ritmos específicos como la Salsa Choke, la Salsa Los Ángeles, la Salsa Cubana o la Salsa Libre.

¡A bailar se dijo!