Ejercitarse es la clave para tener una vejez satisfactoria, previniendo así la pérdida de  masa muscular. A continuación, te explicamos cuáles son los ejercicios que debes practicar para lograr una vejez activa y vital.

La pérdida de masa muscular, también conocida como sarcopenia, “aumenta a partir  de los 70 años  cuando el ser humano pierde, por cada década de vida, el 15% de su masa muscular, explica el gerontólogo Robinsón Cuadros, miembro de la Asociación  Colombiana de Gerontología y Geriatría.

Por esta razón, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda a las personas mayores de 65 años, “dedicar 150 minutos semanales a realizar actividades físicas moderadas como aeróbicos o  practicar una actividad física vigorosa  durante 75 minutos”.

Con esto y acompañando de una alimentación rica en aminoácidos como huevos, carne, lácteos, trigo, soya, quinua, entre otros alimentos,  se mejora la condición de sarcopenia en el adulto mayor.

A continuación, Jefferson Barajas y Jonathan Olivar del programa de persona mayor de Compensar, te explican lo ejercicios que debes practicar para mantener tu masa muscular.

También te puede interesar: Llega a los sesenta años conservando tu vitalidad

El gerontólogo Robinsón Cuadros invitan a todas las personas mayores de 60 años a derribar algunos mitos que persisten sobre la actividad física en esta etapa de sus vidas: 

  • Debo estar sano para empezar a practicar ejercicio: si sufres de hipertensión, diabetes u otra enfermedad, no te preocupes.  Esto no es impedimento para empezar a realizar actividad física.
  • Soy demasiado viejo para empezar a ejercitarme: cualquier edad es perfecta para empezar a implementar hábitos saludables. Por eso, no tengas en cuenta tu edad.
  • No hay logros sin dolor. Es falso que te tienes que realizar ejercicios de alta intensidad para lograr mejores resultados. Al contrario, se puede hacer una rutina de ejercicios moderada y también beneficiarás tu salud. 
  • Estoy muy ocupado para hacer ejercicio: esta es una de las excusas más frecuentes, la realidad es que todos contamos con el tiempo suficiente para ejercitarnos. Organiza bien tu tiempo, así podrás practicar una rutina de diaria de ejercicios. 

Recuerda que antes de empezar a ejercitarte, es recomendable visitar a tu geriatra para iniciar un plan de entrenamiento adecuado. No olvides, acompañar tu rutina con actividades que cuiden tu mente y espíritu. Por eso, no dudes en inscribirte a los planes de adulto mayor de Compensar, donde recibirás una atención integral para mantenerte vital en esta etapa de tu vida.