Colaboradora sonriente

La pandemia transformó las habilidades laborales exigidas por las empresas, evidenciando que para enfrentar un mundo volátil, incierto, complejo y ambiguo, los colaboradores deben capacitarse constantemente.

UBITS, plataforma de entrenamiento corporativo que brinda capacitaciones online y Acámica, escuela de  desarrollo, data y producto, realizaron un estudio que evidencia el impacto del COVID-19 en las habilidades de los colaboradores de América Latina.

Este reporte contó con la participación de 223 empresas y profesionales de recursos humanos de 14 países de Latinoamérica, quienes permitieron evidenciar que el COVID-19 cambió las habilidades y competencias laborales que requieren las empresas en la actualidad.

Habilidades laborales requeridas antes de la aparición del COVID-19

Antes de la aparición del Covid-19, el mercado laboral exigía contar con un buen servicio al cliente, trabajo en equipo, ventas, liderazgo, resolución de problemas,  análisis de datos, creatividad e innovación y diseño de experiencias de usuario.

No obstante y como afirmó Laura Aristizábal, directora de Empleabilidad de ProTalento y participante del estudio “El COVID-19  modificó completamente las dinámicas laborales. Las empresas debieron optimizar recursos para sobrevivir en la nueva realidad y aceleraron su proceso de digitalización en todas las áreas con el fin de fortalecer su presencia en línea. Esto hizo que las habilidades digitales estuvieran a la vanguardia en el mercado laboral”.

Lista de habilidades laborales requeridas para 2021

  1. Adaptación al cambio
  2. Análisis de datos
  3. Liderazgo
  4. Creatividad e Innovación
  5. Comunicación
  6. Resolución de problemas
  7. Inteligencia Emocional
  8. Diseño de experiencias de usuario

Estas son las competencias que seguirán siendo relevantes en el mercado laboral para los próximos años, evidenciando que las habilidades blandas son las más valoradas a la hora de contratar o capacitar a un empleado.

Y es que precisamente estas demostraron ser vitales a la hora de afrontar cualquier cambio o disrupción que se presente. Como señala el estudio “ la adaptación al cambio (80.1%), la inteligencia emocional (49.3%), la comunicación (42.2%), la creatividad e innovación (39.3%) y resiliencia (38.4%), fueron las habilidades más importantes para afrontar el Covid-19”.

Por esta razón, es necesario que las empresas, sin importar su tamaño, capaciten a sus colaboradores y que por supuesto ellos también inviertan en su desarrollo personal.

También te puede interesar: ¿cómo lograr un equipo de trabajo más creativo?

Otras competencias laborales para una hoja de vida se enfocan en las habilidades duras. Como anota Mónica Olaya, jefe de Marca Empleadora en Bancolombiay participante del estudio, “cada vez más vemos que las organizaciones necesitamos perfiles que estén relacionados con la tecnología y el mundo digital, especialmente con lo relacionado a la data y el desarrollo de software. Es una realidad que no podemos evitar”.

Además de potencializar las habilidades blandas también se debe trabajar en adquirir nuevos conocimientos como: análisis de datos, diseño de experiencia del usuario, marketing digital, entre otras. Pues es un hecho la tecnología avanza exponencialmente y no capacitarse es quedarse por fuera del mercado laboral.

Así que, las empresas que quieran permanecer a largo plazo deberán potencializar las  competencias y habilidades laborales de sus colaboradores para anticiparse a los cambios o factores externos que amenacen con la sostenibilidad del mismo.