Productividad y formación: dos conceptos interrelacionados

Suscríbete a nuestro Newsletter para contenido exclusivo


    Tabla de Contenido

    Calificaciones
    No rating yet

    Se consolida modelo educativo en el que converge la academia y el empresariado

    Es indiscutible el valor que las pequeñas y medianas empresas tienen en el desarrollo económico nacional. De hecho, es una realidad que se replica en muchos otros países de la región e incluso en otros continentes como Europa, y naciones como España, donde casi el 98% del tejido empresarial está conformado por Mipymes. En Colombia, muy cerca a esta tendencia, representan el 90% del sector productivo y el 99% del tejido empresarial, aportando en conjunto alrededor del 78% de la fuerza laboral del país, con una participación del 40% al Producto Interno Bruto, según cifras del Dane.

    De allí entonces la necesidad de fortalecer de manera permanente estas unidades productivas, que como cualquier otra organización, sin importar su tamaño o actividad económica, requieren suficiente actualización, conocimiento y capacitación que les permita potenciar diferentes factores estratégicos y las faculte para alcanzar los niveles de productividad presentes en las grandes empresas.

    Sin embargo, este requerimiento de formación, que la mayoría de Mipymes asume de manera directa, con sus propios recursos, o a la que no tienen acceso por falta de los mismos, es una necesidad que debe ser entendida como un desafío y un llamado colectivo a integrar los esfuerzos de diversos sectores para fortalecer la competitividad y la productividad empresarial.

    Justamente, consciente de esta realidad y de la necesidad de aportar nuevas herramientas que les permitan a las Mipymes avanzar en el camino hacia el progreso, Compensar viene fortaleciendo un modelo de formación en el que converge la academia y el empresariado con el objetivo de habilitar capacidades que redunden en la productividad empresarial.

    Al respecto, Margarita Áñez Sampedro, directora de la Unidad de Bienestar y Desarrollo Social de la entidad, señala que “el principal reto de las Pymes se puede resumir en la palabra “crecer”, las empresas que no crecen están destinadas a desaparecer y eso no puede seguir sucediendo. De allí la necesidad de una transformación al interior de estas unidades productivas.”

    En esta misma línea, la Cámara de Comercio de Bogotá señala que el 84% de estas empresas aún no tienen claridad sobre cómo medir sus resultados; solamente el 15% de ellas logra tener una estrategia que se asemeja a indicadores de medición; únicamente el 1% cuenta con un nivel de madurez entre la combinación de la estrategia y la medición de los resultados; por eso, “es aquí, en la necesidad de acompañamiento, donde está el mayor reto y existe un panorama extraordinario de trabajo”, agregó la directiva.

    Identificación permanente de oportunidades

    De acuerdo con la directora de la Unidad de Bienestar y Desarrollo Social de Compensar, la entidad ha estudiado de cerca a las Pymes y ha evidenciado una diversidad enorme. “Sin importar el sector existe un amplio nivel de pluralidad, lo que vemos como oportunidades en las que los seguiremos acompañando para fortalecer el mercado”.

    Por otra parte, al señalar algunos de los aportes puntuales de la organización hacia este sector, Áñez indicó qué, “un ejemplo de ello son los esfuerzos que hacemos desde nuestra Agencia de Empleo y Fomento Empresarial, donde con la estrategia de cruzar oferta con demanda, apoyamos un grupo importante de Pymes y Mipymes fortaleciendo el área de talento humano, guiándolos sobre el perfil que necesitan y cubriendo las vacantes que se ajusten a sus necesidades”.

    A partir de esta experiencia en materia de gestión de empleo, sumada a una trayectoria en educación de cerca de 44 años, actualmente esta organización avanza en el fortalecimiento de un modelo de formación integral que involucra dos actores determinantes en la creación de valor empresarial: los estudiantes universitarios y las empresas.

    De lo que se trata es de un proyecto educativo cuyo objetivo es contribuir a acelerar la competitividad, para las empresas en términos de productividad y para el estudiante en términos de crecimiento y empleabilidad, escenarios donde converge de manera prácticamente única esta caja de compensación cimentada sobre los pilares del bienestar integral y la Fundación Universitaria Compensar, con todo su bagaje académico tanto en educación formal como no formal.

    Este modelo se viene gestando desde hace más de 13 años y no en vano, gracias a la implementación de la metodología universidad empresa, que les permite a los estudiantes tener una relación muy estrecha con el entorno empresarial desde los primeros semestres de estudio, el índice de empleabilidad de los graduandos de la Fundación Universitaria Compensar ha estado sobre el 86%, trece puntos por encima de la media del país. Además, un fuerte apalancador de esta apuesta educativa es la construcción de su nuevo campus universitario, que abrirá las puertas en el 2025.

    “Esperamos tener una infraestructura que va a aportar a los empresarios, educadores y estudiantes, con laboratorios y escenarios que les permitan detectar lo que esté fallando en una cadena de producción y promover la innovación como parte de un proceso colaborativo. De hecho, próximamente vamos a poner a prueba unos prototipos con algunas empresas para que nos sirvan de modelo de lo que buscamos en infraestructura, porque la institución más allá de ser un edificio será una respuesta, una estrategia de acompañamiento y crecimiento”, aseguró Margarita Áñez.

    Formación: factor clave

    Y es que la formación en las empresas no puede ser un tema de menor importancia, pues son crecientes las exigencias que demandan no solo de la inversión de recursos, sino de la suma de esfuerzos de múltiples actores. Dicho así, en palabras de Áñez “crear alianzas con otras organizaciones y ver resultados, ratifica lo que para nosotros siempre ha sido una filosofía, pues estamos convencidos de que unidos llegaremos más lejos, por eso además hemos sumado esfuerzos con entidades como Propaís, con fábricas de productividad del Ministerio de Comercio, la Cámara de Comercio, la Superintendencia de Industria y Comercio, entre otras, con el objeto de fortalecer lo que se hace en torno al diagnóstico de esas organizaciones para robustecer los niveles de eficiencia.

    En medio de un escenario complejo en el panorama nacional e internacional, queda el compromiso colectivo de apoyar y potenciar el talento, de presentar herramientas y facilitar la formación, con miras hacia el desarrollo y el progreso. “De allí que lo importante es esa capacidad que tenemos de seguir trabajando de la mano, en redes articuladas y con el único propósito de avanzar hacia el futuro que queremos. El mensaje aquí es que, sin importar las circunstancias, creamos firmemente en este país, porque lo que necesitamos son soluciones y generar confianza” concluyó Margarita Áñez, directora de la Unidad de Bienestar y Desarrollo Social de Compensar.

    Más información en: https://ucompensar.edu.co/

    Comparte este artículo:
    Share on facebook
    Share on twitter
    Share on linkedin
    Share on whatsapp

    Suscríbete a nuestro Newsletter para contenido exclusivo


      Suscríbete a nuestro Newsletter para contenido exclusivo

        Artículos relacionados

        ¡NO TE VAYAS!

        Aún quedan muchos más
        contenidos de tu interés

        suscríbete

        ¿Quieres leer más contenidos exclusivos?

        Suscríbete


          Compartir
          Share on facebook
          Share on twitter
          Share on linkedin
          Share on whatsapp

          Suscríbete a nuestro Newsletter para contenido exclusivo


            Skip to content