Para que impactes a tus invitados en estas festividades, te enseñamos a preparar unas ricas galletas de jengibre y canela. 

Las galletas de jengibre son un símbolo navideño, tanto, que en esta época las pastelerías comienzan a aumentar la producción de estas tiernas figuritas e incluso algunos establecimientos comerciales las incluyen como un elemento imprescindible en su decoración.

Historia de las galletas de jengibre

El jengibre es una planta proveniente del suroriente asiático que gracias al rey persa Darío (siglo V a.C.) logró llegar al mediterráneo, convirtiéndola en la primera especia que conquistara Europa. En ese tiempo, este ingrediente se utilizaba para ocultar el sabor de las carnes preservadas, y fue solo hasta finales de la edad media que comenzaron a incorporarlo en las galletas.

Como antiguamente el jengibre era una planta difícil de conseguir, esta exquisitez solo podía ser consumida por la realeza. Por esta razón, la reina Isabel I de Inglaterra fue quien solicitó cortarlas en forma de hombre para regalárselas a sus pretendientes y miembros de la corte. A partir de ahí, en Inglaterra se volvió tradición regalar galletas de “hombres de jengibre”, incluso algunas mujeres las comen para asegurar encontrar al amor de su vida.

No obstante, fue durante el reinado de Victoria I que las galletas de jengibre comenzaron a ser incluidas en el árbol de Navidad. Esto explica por qué ahora son consideradas un símbolo navideño.

¿Cómo llegaron las galletas de jengibre a América?

En 1812, los hermanos Grimm publicaron el cuento: Hansel y Gretel, en el que cuentan la historia de dos hermanos que en medio del bosque se encuentran con una casa de jengibre. Desde ese momento, se popularizaron estas casas y por eso, ahora en Colombia y otros países de Latinoamérica, encontramos hombres y árboles de Navidad de jengibre.

Por esta razón estas galletas forman parte de nuestras fiestas decembrinas y son un buen regalo para demostrarle a tus allegados lo mucho que los estimas. ¿Quieres aprender a hacerlas? Te invitamos a disfrutar este video para que sorprendas a tus invitados. 

Si quieres revivir la tradición de cocinar en familia, inscríbete al curso de galletería de la escuela de capacitación de Compensar y aprende a preparar esta y otras recetas en casa.