Empresas con “sentido social”: más atractivas para los jóvenes

Suscríbete a nuestro Newsletter para contenido exclusivo

    Sentido Social

    Tabla de Contenido

    Calificaciones

    El 27% de los jóvenes prefiere hacer parte de compañías que abanderen causas con alto impacto social.

    El sueldo no siempre es el factor más importante al momento de valorar un lugar como atractivo para trabajar y, de manera especial en la población joven, cada vez cobran mayor relevancia factores como el compromiso medioambiental, la diversidad, la inclusión laboral y la responsabilidad social.

    Particularmente, en lo relacionado con gestión en materia de impacto social, la Guía Laboral Hays 2021, reveló que el 27% de los encuestados (población Milenial y Generación Z) siempre tienen en cuenta las acciones de Responsabilidad Social Empresarial de las compañías al momento de buscar empleo y el 25% dejó su puesto de trabajo en el último año por su descontento con la filosofía corporativa.

    En línea con ello, cada vez es más frecuente que organizaciones de todos los tamaños y sectores se preocupen por ir más allá de impactar a las comunidades que las rodean por medio de la generación de empleos directos e indirectos o mediante su oferta de productos y servicios, promoviendo iniciativas que impulsen el desarrollo económico, la educación, la sostenibilidad y el progreso social.

    Responsabilidad social: un compromiso permanente

    Compromiso permanente

    Un ejemplo de esta filosofía se vive al interior de entidades como Compensar, que desde su nacimiento, hace 43 años, trabaja por el mejoramiento de la calidad de vida de los trabajadores colombianos y sus familias, especialmente de aquellos con menores ingresos, a través de la redistribución de los aportes e ingresos de los fondos de protección social que administra y que se traducen en vivienda digna, seguridad alimentaria, sano esparcimiento y oportunidades de empleo, entre otros.

    En este sentido, la responsabilidad social hace parte de la esencia de esta entidad, pues todas sus acciones están encaminadas a la transformación social. Adicionalmente, en la gran mayoría de servicios aporta directa o indirectamente a dar cobertura a derechos fundamentales y por medio de las diversas iniciativas que lleva a cabo contribuye a la consecución de las metas nacionales referentes a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

    Asimismo, con el fin de trascender el impacto que genera con la prestación de sus servicios, desde el frente de Proyectos Sociales gestiona procesos de transformación de realidades, a través de vínculos solidarios y acciones de valor compartido, que se extienden a población vulnerable no afiliada, desde dos sublíneas de acción: la Gestión Social Empresarial y la Red de Solidaridad; por medio de las cuales en el 2021 se beneficiaron cerca de 9.600 personas en áreas rurales y urbanas.

    Desde la Gestión Social Empresarial, la organización impulsa acciones de inversión social con sus empresas afiliadas, logrando 8 nuevas alianzas el año pasado, para un total de 25. Además, gestionó más de $60.000.000 por concepto de Almacén Solidario: préstamo de implementos de aparatos ortopédicos, venta de reciclaje y disposición de materiales como aceite quemado, cuyos recursos sirven para ayudar a financiar diversos programas.

    Adicional a ello, brinda a las empresas asesoría en 4 componentes: desarrollo de actividades de Responsabilidad Social Empresarial, cursos de formación y capacitación, acompañamiento especializado con servicios de consulta diferencial en RSE y networking, promoviendo espacios de conexión con pares y expertos temáticos y empresariales.

    Por otro lado, mediante la Red de Solidaridad fortalece vínculos que promuevan la calidad de vida de personas y comunidades en condición de vulnerabilidad, a través de la gestión de recursos, aliados y experiencias de salud, entretenimiento, cultura, entre otros; involucrando, además, a los trabajadores y sus familias en el proceso, lo cual, como afirma Ana María Bernal, coordinadora de Proyectos Sociales de Compensar, “solidifica mucho esa relación colaborador-empresa, porque empiezan a tener esos espacios que enriquecen, y, como hemos vinculado también a familias, ellos dicen: no solo me tienen en cuenta a mí sino también a mi núcleo familiar”.

    Bajo la coordinación de Proyectos Sociales, la Red de Solidaridad fortalece los vínculos entre colaboradores, excolaboradores, proveedores, empresas, comunidad en general y dos instituciones sin ánimo de lucro (la Asociación Esperanza y Vida y la Fundación Niño Jesús) para promover la transformación en territorios vulnerables priorizados en Bogotá, Soacha, Yacopí, Caparrapí, La Peña, La Palma, Guaduas y Villeta, con el diseño y ejecución de programas, la gestión de recursos, la formación de alianzas y la puesta en marcha de experiencias de bienestar.

    A través de la Red, los trabajadores pueden elegir la forma en la que desean aportar, de acuerdo con sus intereses y capacidades, ya que se pueden unir con donaciones en dinero o especie; participar en campañas, eventos y espacios de sensibilización que movilicen a personas y organizaciones; o también a través del voluntariado corporativo, convirtiéndose en “Voluntarios de Corazón”.

    “La intención es generar un crecimiento y un aprendizaje mutuo, pues este proceso es un gana-gana para todos. En los voluntarios hay un fortalecimiento de su compromiso, se sienten gratificados, tienen mayor sentido de pertenencia, se sensibilizan y reflexionan más acerca de las realidades del país. En las compañías, se apalanca su compromiso social, las oportunidades de articulación entre las diferentes áreas, la gestión de acciones solidarias, los colaboradores se sienten más comprometidos y, además, aporta al posicionamiento de la marca. Y para las comunidades, significa una oportunidad de aprendizaje que impacta su bienestar y calidad de vida”, aseguró Ana María Bernal.

    De acuerdo con la directiva, a lo largo del año pasado, más de 375 personas participaron en diferentes actividades desarrolladas dentro del programa de voluntariado corporativo, destacándose entre otras: la elaboración de material pedagógico para niños y personas mayores, el programa de Comadres Solidarias, el acompañamiento psicosocial a personas mayores rurales, el club de lectura, el taller “Cerca de Ti”, acciones en el marco de la Semana por la Paz, entrega de mercados y de obsequios de la campaña Navidar.

    “Sin duda, para las nuevas generaciones es supremamente importante el salario emocional, y encontrar un lugar donde también se puedan desarrollar en otros aspectos que les generen satisfacción, conexión y crecimiento tanto personal como profesional”, concluyó la coordinadora de Proyectos Sociales de Compensar.

    Más información en: corporativo.compensar.com

    Comparte este artículo:
    Share on facebook
    Share on twitter
    Share on linkedin
    Share on whatsapp

    Suscríbete a nuestro Newsletter para contenido exclusivo

      Suscríbete a nuestro Newsletter para contenido exclusivo

        Artículos más leídos

        suscríbete

        ¿Quieres leer más contenidos exclusivos?

        Suscríbete

          Share on facebook
          Share on twitter
          Share on linkedin
          Share on whatsapp

          Suscríbete a nuestro Newsletter para contenido exclusivo