¿Qué es el storytelling?

que-es-el-storytelling-arte-contar-historias

Seguramente has escuchado hablar sobre el storytelling y cómo este arte se ha convertido en una modalidad del marketing de contenidos que, sin hablar directamente de la marca, genera recordación a la audiencia a la que se quiere llegar porque apela a las emociones. A continuación, conoce qué es el storytelling y cómo contar una buena historia para tu marca.

David JP Phillips, speaker experto en comunicación y habilidades de presentación, en su charla TED: “The magical science of storytelling” inicia su conferencia contando que, en 2009, el periodista Rob Walker quiso comprobar que relatar historias es una herramienta muy poderosa. Para ello, compró 200 objetos en eBay y contactó a 200 escritores para que crearan una historia para cada uno de los objetos.

El resultado fue grandioso porque los artículos que compró en $129 dólares se vendieron en $8.000 dólares, gracias a la narrativa que se creó en torno a estos. ¿Sorprendente, verdad? Esto demuestra que el storytelling, el arte de contar historias, permite captar la atención de las personas a las que queremos llegar y generar recordación.

Pero, ¿cómo lograr esto? A continuación, María Paula Franky y David Moncada, fundadores de Improvisual project, expertos en formación y comunicación empresarial, proyectos pedagógicos en habilidades blandas para personas naturales, creación de contenidos audiovisuales, espectáculos teatrales y eventos en vivo, nos explican qué es el storytelling y cómo contar una buena historia.

–    ¿Qué es el storytelling?

De acuerdo con David Moncada, “el storytelling es la capacidad de conectar con otros el mensaje que uno quiere comunicar a través de una historia. En ese sentido, hay que tener en cuenta que los seres humanos nos construimos y conectamos a través de las historias, son estas las que nos hacen sentir parte de una comunidad y nos vinculan emocionalmente con otras personas”.

En ese sentido, utilizar el storytelling ayuda a humanizar una marca, como señala María Paula Franky “cuando trabajamos con emprendimientos, la mayoría de estos están construyendo  su pitch, que es algo que los lleva a conectarse directamente con las fuentes de financiación. En ese punto, es importante crear una conexión que va más allá de la necesidad o utilidad de un producto o servicio que se va a ofrecer, sino de conectar con el interlocutor de manera vulnerable y honesta para formar un vínculo porque más allá de las estructuras narrativas está la conexión humana”.

–  ¿Cómo contar una buena historia? 

Lo primero que hay que tener claro es que el storytelling es para todos porque como afirma David “ los seres humanos somos contadores y receptores de historias por naturaleza, esto va desde el chisme más básico hasta la construcción del guión de una película. Todos contamos con esa capacidad”.

“Lo que pasa es que como todas las historias tienen un recorrido que se traduce en el inicio, nudo y desenlace, ese “viaje del héroe”, hay que entrenarse para hacerlo de una manera más espontánea e intuitiva. Pero al principio sí se va a requerir algo más estructural”, explica María Paula.

Teniendo en cuenta esto, los fundadores de Improvisual Project (@improvisualproject) aconsejan:

  • Encontrar la emoción con la que quieres que el receptor se conecte.
  • Pensar en transformación. Un emprendimiento siempre va a invitar a las personas que acceden a este a algún tipo de cambio que eventualmente va a afectar una emoción porque soluciona algo que va a transformar la vida de esa persona. Esto puede servir como base para construir la historia que vas a contar.
  • Definir qué universo le vas a presentar al interlocutor porque para él esto va a ser significativo, lo vas a llevar a otro lugar.

También te puede interesar: Test: ¿Qué tanto sabes sobre habilidades blandas?

–   Referentes de storytelling, el arte de contar historias

David Moncada recomienda todas las películas y cortos que hace Pixar mientras que María Paula, hace referencia a una publicidad de Nike enfocada en estereotipos, “las buenas historias siempre rompen patrones, entonces cualquier cosa que veamos dentro de una empresa que nos hagan pensar diferente, eso es un buen storytelling”.

De hecho, “en los talleres que brindamos incluimos neurociencias porque es la manera cómo reconocemos el mundo. Entonces, cuando hacemos dudar a nuestro cerebro rompemos con esos paradigmas que tenemos construidos. Las buenas historias hacen eso, rompen con sesgos y nos ponen a dudar. Si un emprendimiento logra esto es bueno. Puede que no conecte con todo el mundo, pero sólo el hecho de hacerlo es un buen ejemplo”.

Por último,  David señala que para hacer storytelling debemos entrenarnos; hay que “alimentarse creativamente de diferentes medios, las historias están por todas partes, en nuestras conversaciones diarias, en conocer los diferentes universos que existen en cada persona, en ver películas, leer libros, escuchar música. Todos estos estímulos externos nos cuentan historias, solo hay que ver cómo nos conectan”.

Es por esto que el storytelling se convierte en una de las mejores herramientas para comunicar los valores de una marca, sin necesidad de generar una publicidad intrusiva, sino a través de una historia conectar con otro y hacer que recuerde mejor el mensaje.

Comparte este artículo:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Lo más reciente...

Artículos Relacionados…

Comparte este artículo:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Suscríbete a nuestro Newsletter para contenido exclusivo

    Artículos más leídos

    Suscribirse a la revista compensar

    Suscríbete a nuestro Newsletter para contenido exclusivo