El Mercado de Pulgas de Usaquén se ha consolidado como un espacio de encuentro entre artesanos, pequeños empresarios y visitantes locales e internacionales que buscan disfrutar de un ambiente cultural que incluye música y gastronomía.

En el año 1990, la alcaldía de Usaquén convocó a artistas y artesanos de la ciudad para participar en un encuentro que les permitiera mostrar sus talentos y habilidades. La asistencia fue tan masiva que allí nació el tradicional Mercado de las Pulgas de Usaquén, un espacio para compartir y conocer lo mejor del arte, la cultura y el patrimonio local.

Un lugar para emprender

Todos los domingos y lunes festivos, los visitantes se encuentran con obras de pintura, artesanías, gastronomía, joyería, música, accesorios y anticuarios, lo que permite ver la otra cara del comercio en la ciudad, una oportunidad para la innovación y la creatividad.

A través de los años, esta plataforma se ha transformado en el lugar ideal para impulsar el emprendimiento en la ciudad, ya que cada comerciante tiene la posibilidad de mostrar al público productos como accesorios con piedras en semillas, ropa bordada, productos en vidrio, alimentos de las regiones de Colombia, decoraciones autóctonas, entre otros elementos que no verás en otro lugar.

Con alrededor de 180 expositores, la Asociación de Mercado de Pulgas de Usaquén impulsa la economía local, abre las puertas al emprendedor para que inicie su actividad comercial y conozca el potencial de sus productos en el mercado.

Este lugar acapara la atención de turistas nacionales y extranjeros especialmente por la variedad de objetos que llevan la marca de Colombia, sellada por artistas plásticos, coleccionistas, artesanos, quienes a través de sus manualidades logran atraer el gusto por la tradición cultural de nuestra región.

Por otro lado, el Mercado de Pulgas de San Alejo, ubicado en el centro de la ciudad, se constituyó en el año de 1983 como resultado del encuentro de amigos que se reunían en el Chorro de Quevedo para exhibir sus antigüedades. Así, poco a poco se fueron uniendo más y más comerciantes interesados en promocionar sus productos a tal punto que alrededor de 4.000 personas vistan este espacio cada fin de semana para comprar y disfrutar de las artesanías bogotanas. Gracias a la oportunidad que les ha dado a los comerciantes de Bogotá, este año el Mercado de Pulgas de San Alejo cumple 34 años.

Si no sabes cuál es el plan ideal para este domingo ve a visitar junto a tus amigos y familiares este histórico y tradicional encuentro comercial, con la mejor comida para almorzar y los mejores objetos para regalar a quienes más quieres.

Fotos tomadas de Mercado de Pulgas Usaquén.

¿Te gustó este tema?